Permiso de recibir.

Quita el seguro apaciguando a tus egos y abre tu corazón a recibir los regalos de Dios.
Quita el seguro apaciguando a tus egos y abre tu corazón a recibir los regalos de Dios.

Dios,  siempre está dispuesto a darme lo que sea y su disposición es mayor cuando doy algo desde el amor. Cada vez que entrego algo, ya sea un bien físico, dinero o una acción, por pequeña que esta sea, estoy creando las condiciones para recibir en compensación, un bien igual o mayor al entregado. Cabe destacar que lo mismo Sigue leyendo