Tiempo de respuesta.

La caja mágica de donde sale lo que tenemos y queremos está nuestra cabeza y se llama "Pensamientos"
La caja mágica de donde sale lo que tenemos y queremos está nuestra cabeza y se llama “Pensamientos”

La velocidad en la que Dios o el universo da respuesta a una petición, depende de factores aún desconocidos para la mayoría de las personas, de esto lo único que debemos tener claro es que ese tiempo se parecerá a nuestras expectativas en la medida en que hayamos trabajado para obtener lo que deseamos.

Ya se ha comentado que hasta en el trabajo espiritual es necesario la acción, la constancia y la disciplina, mismos elementos que repercuten en mejoras de salud, económicas y hasta de pareja. En el camino todo tiene un precio y este se paga normalmente con dedicación, orden y disciplina. Un ejemplo que explica muy bien el anhelo por respuestas inmediatas es el del sobrepeso. Muchas personas afectadas por este “problema” desean tomarse una píldora mágica que elimine los kilos de exceso y quitarse lo que se han puesto de más por años, en tan solo algunas semanas, olvidando casi siempre que para mantenerse saludables hay que observar hábitos alimenticios y de actividad física que construyen la salud día tras día.

Lo mismo ocurre con casi todas las situaciones de la vida, pues nada ocurre de repente, nada sucede de un día para otro a menos que ya tenga el tiempo necesario construyéndose y no le hayamos prestado atención. Así como las semillas no germinan de repente, tampoco los problemas que nos aquejan, en consecuencia, revertirlos tampoco puede ser de un día para otro.

La consciencia de esta realidad nos da herramientas para

Si prestamos atención nos daremos cuenta, que por corto que sea, todo tiene un proceso de creación.
Si prestamos atención nos daremos cuenta, que por corto que sea, todo tiene un proceso de creación.
  • Evitar la frustración al no lograr las cosas que anhelamos, especialmente cuando no se presentan cuando queremos.
  • Al no sentir frustración, tenemos mayor claridad para darnos cuenta del proceso requerido para obtenerlo.
  • Saber que todo requiere de su debido proceso, algunos más complicados que otros, unos más rápidos que otros, pero siempre se requiere del proceso de creación o transformación para obtenerlo.
  • Al saber que todo requiere un proceso, podemos actuar en consecuencia y transformarnos, no solo en el que crea, sino también en el que merece lo que pide.
  • Construir y fortalecer nuestra paciencia porque sabemos que todo tiene su tiempo.

Hay una frase de Joe Vitale que reza “Al Universo le gusta la velocidad”, en este caso, Velocidad no significa Inmediatez, a menos que tengamos claro exactamente el cómo crearlo.

Todo lo mejor para ti.-

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s