Ocios@

Hay momentos en los que nos sentimos abrumados y comenzamos a perder el enfoque.
Hay momentos en los que nos sentimos abrumados y comenzamos a perder el enfoque.

El tiempo pasa más despacio cuando no estamos resolviendo algo que sea verdaderamente de interés para nosotros. Así, cuando esperamos el tiempo, según nuestro concepto, pareciera estar detenido y esto básicamente porque al no hacer nada, no ocurre nada.

Nuestra vida está llena de acción, el cuerpo humano no se detiene en ningún momento desde que somos gestados, pareciera que estamos diseñados para mantenernos constantemente en movimiento y haciendo cosas. El cerebro, la máquina perfecta para la resolución de problemas es capaz de procesar y almacenar mas información que cualquier computadora que podamos imaginar y mantenerlo en estado de ociosidad pareciera ser un total desperdicio, más aun, si como dicen los expertos solo empleamos únicamente el 10% de nuestra capacidad mental, encima de que pareciera poco, nos antojamos muchas veces en malgastar o desperdiciar todo nuestro potencial.

Reza el dicho popular: “El que espera, desespera”

 Y que al esperar algo, damos espacio al ego para que entre en su patio de juegos, ese lugar maravilloso y poderoso donde comienza a crear historias sobre el futuro o el pasado, alejándonos de la realidad del presente que es el único lugar donde podemos actuar para crear.

Mantenernos enfocados requiere de tener claridad en lo que queremos.
Mantenernos enfocados requiere de tener claridad en lo que queremos.

 Evitar que los egos tomen el control es sencillo mientras nos mantenemos ocupados en actividades productivas y creadoras que nos impulsen a avanzar.

 10 pasos para mantener el enfoque: 1. Mantén tu mente conectada con el objetivo; 2. Procura ocupar cada espacio de tiempo en algo que te acerque a la meta; 3. Tu cuerpo es inteligente y sabe cuando tomar un descanso; 4. Evita distracciones; 5. Encuentra tu ritmo; 6. Inspírate; 7. Cuando sientas que faltan las fuerzas, Pon en tu mente TU RAZON PODEROSA; 8. Si crees que no tienes una Razón Poderosa, Detente y encuéntrala; 9. Transforma tus excusas para dejar de hacer en RAZONES que te inspiren e impulsen; 10. Todo es posible, solo si crees que lo puedes hacer, si no crees, entonces convéncete o replantea tus metas.

Todo lo mejor para ti.-

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s