Un día sin “Yo”.

Un dia sin yo
¿Serás capaz de abandonar esa fortaleza?

En castellano, esta palabra es una de las más empleadas en el lenguaje cotidiano, junto a las expresiones, “No puedo…” y “Es que…”. Esto es porque pasamos gran parte de nuestras vidas, hablando sobre nosotros mismos, nuestros gustos y necesidades, antes de prestar atención a lo que está ocurriendo a nuestro alrededor y nos perdemos gran parte de las escenas, por querer, desear, buscar, demandar, más atención.

Literalmente, somos el centro del universo.

Si, esta realidad perturba mucho, sobre todo cuando no queremos aceptarla. Solemos rechazar la sola idea de “egoísmo” y rechazamos cualquier idea que pueda sugerir que estemos actuando de esta manera. Simplemente pensamos que nuestras acciones son suficientes para sacarnos del paquete de personas egoístas. Pero no terminamos de darnos cuenta que, por mucho trabajo espiritual que hayamos hecho, nunca es suficiente para dejar de serlo.

¿Cuántas veces al día dices Yo?

No hay manera de saberlo. Nuestra mente se encargará de bloquear el conteo apenas haya comenzado y esto, no es más que una de las realidades que nos aleja del crecimiento y de la transformación personal.

La invitación de hoy: Intenta pasar un día sin pronunciar la palabra Yo. Luego nos cuentas.

Todo lo mejor para ti.-

Bilko Castro Arias

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s