Sintiendo.

En serio, el corazón no se rompe, si duele, pero sana pronto y enseña mucho.
En serio, el corazón no se rompe, si duele, pero sana pronto y enseña mucho.

Hace un tiempo he venido escuchando que vivir es sentir, pues si es así, entonces recientemente he estado viviendo mucho. Pensaba que los duelos y despedidas eran cosa del pasado remoto y que solo quedaba disfrutar de las alegrías, esas que me empeño en sembrar a diario, al menos en una persona a la vez. Pero la vida se encarga de mostrar que todavía hay espacio por romper para hacer fibra y construir algo mejor. Me empeño en vivir mi vida y le doy valor solo sintiendo felicidad y resulta que esta no existe sin la tristeza, sin la ausencia, sin el vacío.

Y así como escribió Rabidranath Tagore –  “Amo la oscuridad porque me permite ver las estrellas”. Bien pudiera decir: “Amo la rabia y la tristeza porque muestran lo humano que soy”.

Abrir mi corazón fue la única manera de ser lastimado, no queriéndolo pero si necesitándolo. Aún me cuesta agradecer la tristeza, pero ahora, soy más consciente de cómo las emociones se convierten en ese manual de vida que tanto anhelé tener cuando tuve mi corazón encerrado.

La invitación de hoy: Atrévete a sentir

Todo lo mejor para ti.-

Anuncios

4 thoughts on “Sintiendo.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s