El fin del ego.

Terminar con el ego requiere que demos un paso al abismo. Ese donde solo podemos encontrarnos con Dios.
Terminar con el ego requiere que demos un paso al abismo. Ese donde solo podemos encontrarnos con Dios.

Muchos escriben e invitan a trabajar el ego, a acabarlo, extinguirlo en nuestras vidas pues, según muchas escuelas es el causante de la mayoría de nuestros males. No voy a contradecir los estudios de ninguna escuela, pues en definitiva todas tienen razón. A cada quien, según sus gustos y estilo de vida le agradará trabajar de alguna manera o de otra. Al final del día, lo que es verdaderamente importante en todo esto, es la consciencia que hagamos sobre el tema.

Acabar con el ego no es tarea sencilla, son muchos los maestros espirituales que en cierto punto de sus vidas, reaccionan de manera “aparentemente inapropiada”. Es bastante probable que nuestra percepción y expectativas sobre ese “maestro” sean las equivocadas, pero lo cierto es que absolutamente todos tenemos egos. Unos más alterados que otros, pero los egos no desaparecerán de nuestras vidas pues tenemos toda nuestra existencia en este plano, viviendo con ellos y creyendo que somos ellos.

El fin de los egos es un proceso, largo y exigente. Mientras más demoremos en iniciarlo, más complicado será llevarlo a cabo.

Más adelante comentaremos sobre algunas herramientas que nos ayudarán a trabajar sobre ellos, pero voy a serte muy honesto, requerirás de mucho compromiso y honestidad contigo mism@. Avanzar en el tema espiritual es tan duro como entrenar para un triatlón o estudiar para convertirse en un PhD. Mientras averiguas si quieres o no, te dejo algunas herramientas que te ayudarán a avanzar.

El bambú demora 6 años en germinar y luego crece 7 metros en 6 meses. Así puede ser el proceso del ego.  Depende de ti y de si quieres comenzar.
El bambú demora 6 años en germinar y luego crece 7 metros en 6 meses. Así puede ser el proceso del ego. Depende de ti y de cuando quieres comenzar.
  • Toma agua, muchas veces las ansiedades que nos hacen comer en exceso, se deben más a la sed que a algo emocional. No cualquier agua procesada, solo agua cristalina.
  • Cuida tus hábitos alimenticios, visita el post “Repasando” ve en que tienes excesos y carencias. Esto ayuda a calmar los egos.
  • Activa tu cuerpo, deja el sedentarismo. ¿Cuesta? Claro, pero es parte del proceso, vencer la comodidad en la que te hacen sentir los egos.
  • Medita, practica la Oración, esto te mantiene conectado con tu divinidad.
  • Práctica también consciencia de ti mism@. Es quizás lo más complejo de hacer. Estar atento de ti las 24 horas del día, bueno, exime las de sueño.

La invitación para hoy: Es el momento de operar un cambio verdadero, no basta orar y meditar, tienes que actuar. Revisa tu estilo de vida y paulatinamente incluye nuevos hábitos. Por cierto recuerda TOMAR AGUA pura. – Si, es la misma de ayer.

Todo lo mejor para ti.-

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s