Procesando.

El nivel de consciencia lo podemos apreciar por las emociones que genera la información que recibimos.
El nivel de consciencia lo podemos apreciar por las emociones que genera la información que recibimos.

Estos han sido días de mucho movimiento en mi día a día, desde lo más cotidiano hasta eventos de relevancia mundial. Temas del colegio, asuntos de pareja, el huracán de México hasta el atentado de Francia. Si me baso en el hecho de que no puedo influir en todos de la misma manera, pudiera pensar que hay asuntos que no vale la pena mirar, pero la verdad es que todo está en Sigue leyendo

Anuncios

¿Perfectos? II.

La perfección de todo está en los detalles y estos requieren atención.
La perfección de todo está en los detalles y estos requieren atención.

Como hemos mencionado por estos días, nuestros resultados dependen en gran medida del enfoque que imprimimos a las actividades que realizamos, no importa lo insignificantes que parezcan, todas tienen un grado de influencia en los resultados que esperamos. Al referirnos al enfoque, no estamos hablando de la ejecución de la actividad, pues aunque esta requiera algo de concentración, el trabajo arduo se hizo cuando enfocamos los Sigue leyendo

Mism@

El protagonista de la novela que vives es el mismo director, productor, guionista y creador.
El protagonista de la novela que vives es el mismo director, productor, guionista y creador.

Es un adjetivo muy utilizado en castellano para señalar algo idéntico o que no es otro más que ese, es por ello que al referirnos a alguna persona lo empleamos. Yo mismo, si, tú mismo, él mismo, etc. y es este adjetivo el que señala a la persona que es responsable por lo que te sucede a diario y por lo que ocurre alrededor de ti. Sí, adivinaste, Sigue leyendo

Tolerar.

Si no trabajamos juntos, no tendremos nada que cosechar.
Si no trabajamos juntos, no tendremos nada que cosechar.

De todo lo que hay escrito en este espacio, no existe nada que no se halle vinculado entre sí. De esta manera todo parte de un lugar y retorna, inevitablemente, al mismo punto. Es así como invertimos nuestra vida, especialmente los espacios de dolor, pidiendo que se nos dé Fe, Paciencia o Amor, sin darnos cuenta que una nos lleva a la otra. No cesamos de pedirlas y en Sigue leyendo